Osteoporosis

La osteoporosis aumenta la fragilidad de los huesos y favorece, en la columna, la fractura o el aplastamiento vertebral. La herramienta más eficaz para prevenir su evolución es la realización de ejercicios específicos para potenciar, de manera segura y eficaz, los músculos que protegen nuestras vértebras.

La osteoporosis se caracteriza por pérdida progresiva de masa ósea que conlleva el aumento de la fragilidad del hueso y el consecuente riesgo de fracturas. Uno de los principales factores predisponentes a la osteoporosis es el sedentarismo y la falta de ejercicio, pudiendo afirmar con rotundidad que el mejor tratamiento preventivo y paliativo de la osteoporosis es la realización de ejercicio físico de impacto. Además, la manera más eficaz de proteger a un hueso osteoporótico es rodearlo de una masa muscular con un adecuado tono y funcionalidad, de forma quecualquier impacto (directo o indirecto) recibido por dicho hueso, pueda ser parcialmente amortiguado y absorbido por la musculatura, afectando en menor medida a la estructura ósea. La columna vertebral no es una excepción a este fenómeno. Numerosos estudios recomiendan potenciar selectivamente la musculatura del tronco como medida primaria de prevención y tratamiento de la osteoporosis vertebral. No obstante,cabe indicar que la selección y adecuación de los ejercicios a realizar debe realizarse de manera personalizada para cada paciente por un profesional cualificado, además de ser realizados en dispositivos de entrenamiento que ofrezcan un alto grado de seguridad y fiabilidad.

Compartir...