fbpx

El dolor lumbar crónico es una condición cada vez más frecuente en la sociedad actual. Numerosos estudios han analizado una gran cantidad de ejercicios con el objetivo de optimizar el proceso de mejora del dolor y la discapacidad que provoca. Los programas de ejercicios proporcionados actualmente suelen centrarse de forma principal en la mejora de la fuerza y control motor de la musculatura abdominal y lumbar. Sin embargo, los avances científicos actuales aportan muy diversas estrategias permitiendo una variada selección de ejercicios en función de las características del paciente. Por ello, es esencial una completa y adecuada evaluación inicial del individuo. Derivado de esta evaluación inicial podemos detectar como ciertos pacientes requieren de estrategias diferentes que involucren otra musculatura en su proceso de recuperación.

Fortalecimiento del glúteo medio

Una alternativa o complemento a los ejercicios abdominales o lumbares puede ser el trabajo de la musculatura abductora de la cadera, especialmente el glúteo medio.

P1070486

Varios autores han descrito la aparición de dolor miofascial y puntos gatillo en glúteo medio como una posible característica de las personas con dolor lumbar crónico. Además, también se ha observado la relación entre la debilidad y alteraciones en el control motor del glúteo medio y el dolor lumbar. Estos hallazgos sugieren que los abductores de cadera (especialmente el glúteo medio) juegan un rol importante en el dolor lumbar crónico. Investigando en esta misma línea, Kendall y colaboradores (2010) encontraron una reducción del dolor lumbar de un 48% tras 3 semanas de fortalecimiento del glúteo medio. Sin embargo, se desconoce si la debilidad de este músculo es causa o consecuencia del dolor lumbar pero parece claro que juega un papel importante en el proceso.

Aunque son necesarios nuevos estudios al respecto, los datos mostrados hasta la fecha nos llevan pensar que ciertas personas con dolor lumbar crónico asociado a una debilidad y/o alteraciones en el glúteo medio pueden beneficiarse del fortalecimiento de esta musculatura.

Cooper, N. A., Scavo, K. M., Strickland, K. J., Tipayamongkol, N., Nicholson, J. D., Bewyer, D. C., & Sluka, K. A. (2015). Prevalence of gluteus medius weakness in people with chronic low back pain compared to healthy controls.European Spine Journal, 1-8.

Resultados de la Búsqueda: 4 Dolor lumbar crónico y glúteo medio
  1. Hola, buenas noches. Me parece muy interesante este artículo. Me preguntaba si tenéis más bibliografía a parte de la que adjuntáis al final del artículo, me interesa leer sobre este tema para profundizar más en ello.

    Muchas gracias de antemano!

  2. Hola,
    He leído con interés vuestro articulo sobre el gluteo medio y dolor lumbar.
    Veo mucha similitud en éste articulo con una lesión que tengo hace muchos años con una lumbalgia crónica. Hago deporte a diario y muchas veces tengo que renunciar por ésta lesión (sobretodo con ejercicios de impacto). No quiero dejar de correr y por eso os quería preguntar si fortaleciendo el gluteo medio podría continuar practicando éste deporte.
    Muchas gracias

    • Hola Albert, el dolor lumbar crónico tiene un origen multifactorial. Como comentamos en otras entradas, esta condición esta ligada a una serie de alteraciones musculares entre las que suele encontrarse el glúteo medio. Sin embargo, es necesario realizar una completa evaluación física para detectar estos desequilibrios musculares y poder desarrollar un programa de entrenamiento adaptado y efectivo en base a ella.
      Por otra parte, en el running el glúteo medio ejerce una importante función estabilizadora y de transmisión de fuerzas. Por ello es fundamental que, durante la carrera, esta musculatura cumpla con su función correctamente.
      El fortalecimiento del glúteo medio es sólo una parte de un programa de ejercicio más amplio enfocado a la mejora de la función de la musculatura del core alterada. En condiciones normales el restablecimiento de la funcionalidad de la musculatura mediante la mejora de fuerza, resistencia y control de la musculatura del core eliminará el dolor permitiendo practicar el running sin problema alguno.


[Arriba]

Escribir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Compartir...